,

Riesgo cero en cubierta metálica con las soluciones de ROCKWOOL

Riesgo cero en cubierta metálica con las soluciones de ROCKWOOL

Seguridad y durabilidad en cubierta metálica con las soluciones de aislamiento ROCKWOOL, enfocadas a reducir los riesgos en cubierta deck, con suministro de material asegurado y garantía de 25 años en todos los productos de Doble Densidad.

No todos los materiales utilizados para el aislamiento de una cubierta metálica son iguales. La selección de materiales determinará si la cubierta puede o no cumplir con todas las exigencias. Por este motivo, ROCKWOOL ofrece soluciones de aislamiento, tal y como han afirmado, seguras y duraderas, que permiten reducir cualquier riesgo en cubierta metálica.

La protección contra el fuego es un factor muy importante a la hora de proteger una cubierta metálica. En un edificio de tipo industrial, sometido a constantes reparaciones, el riesgo de incendio es constante. Por ello, es vital utilizar materiales incombustibles y que no generen ni humos tóxicos ni partículas incandescentes. No sólo para evitar la propagación del fuego en caso de incendio, sino también para facilitar las labores de rescate. La lana de roca ROCKWOOL está clasificada como material A1 (Incombustible) en las Euroclases.

La denominación No transitable no exime a la cubierta metálica de visitas necesarias para su propio mantenimiento, reparación, colocación o cambio de instalaciones durante el ciclo de vida de ésta.

Otro factor a tener en cuenta es la resistencia a las cargas y a las pisadas. La innovación tecnológica del Grupo ROCKWOOL hace posible el desarrollo de paneles aislantes de Doble Densidad, para la resistencia a las pisadas y al punzonamiento, lo que garantiza la durabilidad de la membrana impermeabilizante. ROCKWOOL necesita una sola fijación por panel para mantenerse estable. Así, al no necesitar más fijaciones, se reducen al máximo los puentes térmicos y se reduce tiempo y costes de instalación.

El aislamiento es muy importante, pero es igual de importante que permanezca inalterable durante los años, por lo que el concepto de durabilidad adquiere especial importancia. En ROCKWOOL han elaborado una garantía de 25 años en sus productos de doble densidad para cubierta. En ella, existen tres principales características destacadas: Prestaciones térmicas, estabilidad dimensional y protección contra el fuego.

ROCKWOOL ofrece un «aislamiento térmico continuo inalterable ante el paso de los años», el cual contribuiría a mejorar la eficiencia energética global del edificio y reducir la factura energética del edificio.

Asimismo, ROCKWOOL protege del ruido y contribuye al confort acústico. De este modo, provee al edificio de un efectivo aislamiento acústico, tanto a ruido aéreo, como a ruido de impacto, y proporcionan un efectivo acondicionamiento acústico y reduce el ensordecedor ruido procedente de máquinas y de la actividad humana en el interior de los edificios.

Finalmente, desde la compañía han resaltado que toda su gama de productos destaca por el “4 en 1”: una combinación única de beneficios obtenidos gracias a la lana de roca. Aparte de las grandes ventajas de aislamiento térmico de la lana de roca ROCKWOOL, protege contra el fuego, ya que es ignífuga, actúa como aislante acústico proporcionando confort, ofrece una gran durabilidad, lo que garantiza sus prestaciones a lo largo de su vida útil, y además, se trata de un material sostenible, natural, procedente de la roca volcánica, y 100% reciclable.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *