La construcción en España crecerá la mitad, en 2024

La construcción en España crecerá la mitad, en 2024

El sector de la construcción en España crecerá en 2024 la mitad que en 2023, debido al endurecimiento de las condiciones crediticias, los elevados costes de los materiales y la escasez de la mano de obra

El sector de la construcción en España ha cerrado 2023 con un crecimiento del 2,8%, algo por encima de antes de la pandemia, y reducirá su progresión al 1,4% en 2024, y al 1,2% en 2025. Según las previsiones realizadas por Euroconstruct, tras el periodo de crecimiento en 2022 y una etapa más sombría en 2023, el sector de la construcción atravesará dificultades a lo largo 2024. Algunas de las barreras que impedirán su desarrollo son los márgenes comerciales reducidos, los pagos con retrasos, así como la falta de trabajadores cualificados, que podría aumentar los costes salariales y convertirse a medio plazo en un grave problema estructural a nivel europeo.

El endurecimiento de las condiciones crediticias unido a los elevados costes de la mano de obra y de los materiales influirá de forma negativa en la evolución del sector, especialmente en el residencial, que perderá parte de su volumen de mercado y crecerá a un ritmo modesto. Además, el sector también se enfrenta a las presiones que recibe para reducir el impacto ambiental que representa un 36% del consumo mundial de energía y un 40% de las emisiones de CO2.

En el marco de los recientes conflictos globales, incluyendo las tensiones en el Mar Rojo, el conflicto entre Israel y Gaza, y la guerra de Ucrania, el sector de la construcción en España y Europa se enfrenta a desafíos significativos. Estos eventos están teniendo un impacto directo en la cadena de suministro y en el coste de los materiales de construcción, que se refleja en la industria y en las empresas relacionadas, afectando a la cadena de suministro global y a contribuyendo a la incertidumbre en los mercados internacionales.

El Mar Rojo, una de las vías navegables más estratégicas e importantes del mundo, está sufriendo interrupciones significativas en el tráfico marítimo. Esto ha provocado un aumento en las tarifas de transporte marítimo y se prevé un encarecimiento de los costes de envío de entre el 7% y el 15%. Aunque las empresas almacenan material con el fin de atenuar el impacto, la situación se puede agravar aún más si se agotan estos recursos, elevando los costes para las empresas de construcción y otros sectores que dependen de la importación de materiales.

En respuesta a estos desafíos en tiempos de incertidumbre para el sector de la construcción en España, la gestión del riesgo en las operaciones comerciales es esencial. Una correcta gestión del riesgo con clientes es fundamental para garantizar la tranquilidad y el equilibrio de las compañías.

Tanto si se dispone de un negocio local como si se trata de una gran compañía dedicada a las importaciones o las exportaciones, dar respuesta a la pregunta inicial pasa por aliarse con la mejor de las aseguradoras. Esa que sea capaz de valorar la solvencia de los clientes y proveedores, y de anticipar el posible riesgo que conllevaría trabajar con ellos.

Pouey International, líder en la gestión del riesgo de clientes y proveedores, ofrece soluciones integrales para empresas del sector de la construcción ayudándolas a navegar en un entorno económico cada vez más complejo y volátil, y a mejorar su situación financiera.

Para neutralizar las incertidumbres y controlar la situación de los clientes, proveedores y socios con precisión en función de los retos de cada compañía, el primer pilar es suministrar informes comerciales y financieros de empresas a los clientes que quieran operar con ellas para medir el nivel de riesgo. El estudio comercial permite obtener un análisis detallado y actualizado de una empresa, además de estudios y alertas relativos a los acontecimientos que se producen en una empresa durante un año. Se trata de información rigurosa y actualizada basada en el análisis humano, informaciones oficiales y datos registrales, una herramienta de gran apoyo para la toma de decisiones.

Otra de las herramientas de análisis y seguimiento financiero que permite a las empresas cartografiar su cartera de clientes y proveedores con el fin de prevenir y anticiparse al riesgo es ScoreMap, que ofrece una visión 3D de la distribución de los riesgos de una empresa o cartera de empresas, ya sean clientes finales, proveedores, socios o prospects.

Scoremap se basa en un análisis combinado de los datos financieros propios de la empresa, su entorno externo (actividad, competidores, normativa, tipo de clientes y proveedores), su posición geográfica dentro de cada autonomía española, y decenas de variables sectoriales como tamaño de la empresa, fuerza laboral, Z-Score, capital, riesgo de morosidad, riesgo de quiebra, límite de crédito, etc, determinando un riesgo categórico. Esta información es suministrada continuamente por todas las fuentes de datos oficiales que maneja Pouey International, además de las procedentes de sus propias actividades de seguro de crédito, información comercial y gestión del cobro de deudas.

Con el aumento del precio de las materias primas, los márgenes comerciales reducidos, escasez de mano de obra y pagos con retrasos, las empresas del sector de la construcción necesitan buscar soluciones complementarias al seguro de crédito tradicional, que les ofrezcan una mayor cobertura financiera”, añade Franck Lemoine Director de Ventas y Marketing de Pouey International. “Para asegurar la cifra de negocios, Pouey International cuenta con el seguro de crédito Serenitas, que garantiza financieramente entre el 50% y el 70% de los clientes rechazados, limitados o anulados por las compañías de seguro de crédito tradicionales, ofreciendo hasta 300.000 euros de riesgo comercial por cliente y la garantía de deudas”.

Serenitas es una solución para casos individuales, no necesariamente para el conjunto de la cartera de clientes del proveedor, se aplica a todos los clientes, tanto en España como en el extranjero. Se trata de un contrato que se realiza a medida con las necesidades del solicitante y es compatible con otros seguros de crédito. Así la compensación pactada puede ascender al 100 por cien del monto garantizado.