Primer Ferry Eléctrico con sistema de propusión de Siemens

El primer ferry eléctrico del mundo

Ya ha entrado en servicio en Noruega (entre Lavih y Oppedal) el primer ferry eléctrico para vehículos y pasajeros del mundo. Solo necesita 150 kWh por trayecto (el equivalente a tres días de consumo eléctrico en un hogar noruego estándar).

Siemens ha instalado un completo sistema de propulsión eléctrica y ha acondicionado las estaciones de carga con baterías de iones de litio que se cargan con energía hidroeléctrica. La reducción de coste de combustible ha sido de un 60%.

Las baterías

El ferry lleva instaladas tres pack de baterías: una de iones de litio a bordo del transbordador y una en cada muelle como reservas que suministran 260 kWh mientras está atracado. Las baterías de a bordo van recargando durante la noche cuando el ferry no está en servicio.

Estamos orgullosos de operar el primer ferry eléctrico del mundo“, afirma Sigvald Breivik, director técnico de Norled. “Siemens ha sido un gran socio a la hora de encontrar soluciones innovadoras y sostenibles para nuestro medio ambiente“.

El sistema de propulsión eléctrica

Se trata del sistema BlueDrive PlusC que incluye una batería y un sistema de gobierno, el control de propulsión de las hélices, un sistema de gestión de la energía y un sistema de alarma integrado. Los sistemas de automatización integrados controlan y supervisan las máquinas y los equipos auxiliares del ferry están conectados a través de Profibus al resto de sistemas secundarios.

El ferry

A diferencia de muchos vehículos eléctricos, esta nave sin emisiones se desarrolló partiendo de cero. El transbordador, de 80 metros de eslora y 20 metros de manga, está propulsado por dos motores eléctricos con una potencia de 450 kilovatios. Está fabricado exclusivamente en aluminio ligero, en lugar del acero que habitualmente se usa en la construcción naval. De esta manera, el buque pesa la mitad que un transbordador convencional, a pesar de las baterías de diez toneladas y de su capacidad de carga de 360 pasajeros y 120 vehículos. El casco de aluminio también tiene el doble de vida útil que uno de acero, lo cual reduce los costes de mantenimiento.

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar