Alstom y NTV firman un contrato para la compra y mantenimiento de 8 trenes de alta velocidad

El acuerdo está valorado en 460 millones de euros. El mismo supone la compra de 8 trenes de alta velocidad Pendolino, así como su mantenimiento durante un período de 20 años. Los nuevos trenes ampliarán la flota actual del operador italiano y servirán para ofrecer nuevos trayectos de alta velocidad a los usuarios. Asimismo, los primeros trenes se entregarán en 2017.

Esta adjudicación satisfacería la necesidad de NTV de disponer de trenes flexibles y capaces de ofrecer excelentes rendimientos, ya sea en líneas convencionales como en corredores de alta velocidad.

En este sentido, los trenes de alta velocidad Pendolino, encargados por el operador privado italiano, complementarían la actual flota de 25 trenes de muy alta velocidad AGV.Italo, también fabricados por Alstom. Los mismos circularán por la red convencional y de alta velocidad italiana. Con ello, esta nueva flota permitiría extender las opciones de alta velocidad a un creciente número de pasajeros.

Por su parte, tal y como han afirmado desde Alstom, el modelo de tren Pendolino para NTV puede alcanzar una velocidad de 250 km/h y forma parte de la gama Avelia de Alstom, que agrupa su variada oferta de trenes de alta y muy alta velocidad en todo el mundo. Tendrá 187 metros de longitud y estará compuesto por 7 coches, con una capacidad de alrededor de 500 pasajeros. Del mismo modo, según han comunicado, se trata de un tren respetuoso con el medioambiente, con un alto nivel de reciclabilidad y reducidas emisiones de CO2. Igualmente, su tracción distribuida optimizada aumentaría la eficiencia energética, mejoraría la aceleración y recuperaría la energía en la fase de frenado.

Además, este tren será compatible con las últimas normativas TSI elaboradas en 2014 por la Unión Europea, que contribuyen a garantizar los más altos niveles de seguridad y eficiencia, como ha explicado Alstom. Trenes que ofrecen una avanzada protección anti-choque y un frontal aerodinámico.

La fabricación tendrá lugar en Italia, siendo el responsible del diseño y la producción el centro de Savigliano. Otros centros italianos que también participarán en su desarrollo serán: Sesto San Giovanni (Milán) para el diseño y la fabricación de los sistemas de tracción, y Bolonia para los sistemas de señalización. Las labores de mantenimiento tendrán lugar en los talleres de Nola (Nápoles), responsables actualmente del mantenimiento de los trenes.

Así, desde Alstom han manifestado que, desde el lanzamiento del Pendolino, en 1970, se habrían vendido más de 500 unidades a 12 operadores diferentes. Del mismo modo, estos trenes circularían por 14 países, cruzando 7 fronteras.

 

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar