Alstom probará trenes sin conductor en un corredor de mercancías

Alstom probará trenes sin conductor en un corredor de mercancías

Las pruebas en el corredor de mercancías se realizarán, durante 2018, en la línea de Betuweroute que une Rotterdam con Alemania. En este sentido, una locomotora de mercancías recorrerá cerca de 100 km sin la intervención del conductor. Con estos ensayos, se busca optimizar el uso de la infraestructura, reducir del consumo energético de la operación y aumentar el confort de marcha.

Alstom ha firmado un acuerdo con el operador de infraestructuras holandés ProRail y la compañía ferroviaria Rotterdam Rail Feeding (RRF) para probar el sistema de conducción automática ATO (Automatic Train Operation) en el corredor de mercancías de Betuweroute, una línea de 150 km que une Rotterdam con Alemania. Las pruebas, que se realizará a lo largo de 2018, tienen como objetivo optimizar el uso de la infraestructura, reducir del consumo energético de la operación y aumentar el confort de marcha.

Los ensayos en el corredor de mercancías de Betuweroute alcanzarán el nivel 2 de automatización GoA2, usando para ello los sistemas de señalización ERTMS con los que está equipada la línea. Además, se realizará una demostración real con una locomotora equipada con el sistema ATO en el trayecto que une el Puerto de Rotterdam con el Centro Logístico de Intercambio de Contenedores (CUP) de Valburg, en la parte oriental de los Países Bajos. La locomotora, suministrada por la compañía ferroviaria RRF, recorrerá cerca de 100 km sin la intervención del conductor, en las secciones ferroviarias equipadas con sistemas ERTMS (1 y 2), instalados por Alstom hace una década. La tecnología ERTMS es más compatible con la operación automática que los sistemas de señalización clásicos. También se analizará y ensayará la conducción automática durante las operaciones de maniobra que se llevan a cabo en el centro logístico de Valburg.

La tecnología ATO para la conducción automática de trenes ya ha demostrado sus ventajas y funcionalidad en sistemas de metro. Gracias a esta tecnología, los trenes pueden operar con intervalos más cortos, lo que permite aumentar la capacidad de la red ferroviaria (mayores frecuencias). También permite reducir significativamente el consumo de energía, ya que los trenes circulan a una velocidad uniforme, evitando aceleraciones o frenazos bruscos. La instalación de equipos de conducción automática, además, se pueden implementar sin necesidad de realizar grandes inversiones en la infraestructura. En los próximos años, esta tecnología se convertirá en un elemento clave para alcanzar los compromisos de la Cumbre del Clima de París (COP 21).

“Los trenes automatizados están en la agenda de innovación de muchos países y Alstom lidera el desarrollo del sistema de conducción autónoma para el ferrocarril (ATO) . Nuestra estrecha colaboración con ProRail y RRF contribuirá al desarrollo de nuevas tecnologías y a la creación de un sistema ferroviario más atractivo , competitivo y sostenible”, ha explicado GianLuca Erbacci, vicepresidente senior de Alstom en Europa.

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar